Cata del vino de aguja Pasión de Castillo de Montalbán

¿Cómo realizar una cata del vino Pasión de Castillo de Montalbán? En primer lugar ponemos en una copa un poco de vino y apreciamos su color y texturas poniéndola bien sobre un fondo blanco o bien tras la luz de un foco luminoso. De esta forma podremos apreciar la limpidez del vino, es decir, veremos que es un rosado limpio y de gran brillantez. Pasión de Castillo de Montalbán destaca por su transparencia y por su brillo.

Realizando movimientos circulares con la copa pondremos en movimiento el vino y seguidamente nos lo llevamos a la nariz para apreciar el aroma. Descubriremos que este vino tiene aromas a frutas tropicales y a frambuesa.

Una vez apreciado el aroma pasamos a catar el vino de aguja Pasión de Castillo de Montalbán saboreando un poco y esparciendo el líquido por toda la boca. De esta manera podemos apreciar un gusto fresco y afrutado con tonos de frambuesa y muy suave por el poco azúcar natural que contiene. Además, notaremos las finas burbujas naturales que dan una chispa refrescante al conjunto.

Pasión de Castillo de Montalbán es muy recomendable para aquellas personas que son bebedoras ocasiones de vino, ya que es muy suave, agradable al paladar y tiene una baja graduación (9% vol).

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *